Últimas noticias

Espionaje industrial: cómo puede ayudar un investigador privado

Con la máxima eficacia y discreción, el investigador privado realiza localizaciones, seguimientos y vigilancia a personas, empresas o entidades en varios ámbitos del mundo industrial: competencia desleal, fuga de información, incumplimiento con el horario laboral del teletrabajo, bajas laborales ficticias, y otras anomalías relacionadas con el espionaje industrial.

espionaje industrial y el detective privado

Los Detectives Privados actúan como profesionales expertos y cualificados para ofrecer máxima confidencialidad, y con el aval judicial en todos los servicios de espionaje industrial para los que están homologados.

El investigador privado ante un caso de espionaje industrial

En realidad, un investigador privado para el espionaje industrial no hace referencia sólo a una persona concreta, sino que se trata de un equipo de profesionales que investiga profundamente y de forma minuciosa para adquirir la información más relevante para su cliente o empresa.

Los servicios realizados por un detective o investigador privado proporcionan las pruebas y evidencias más concluyentes en el espionaje industrial, ya sea utilizando tanto la tecnología especializada adecuada como las personas solventes.

Su labor no es la de un espía, sino la de garantizar el desarrollo normal en las distintas actividades industriales: ámbito económico, mercantil, laboral y financiero.

No obstante, si se tienen indicios o sospechas de estar siendo objeto de un espionaje industrial por parte de cierta competencia, sí es importante contactar con un investigador privado, pues cuentan con la jurisprudencia reglamentaria para poder llevar a cabo las averiguaciones necesarias en la obtención y aportación de información y pruebas sobre conductas y hechos ilícitos, según consta en la Ley de Seguridad Privada 5/2014 de 4 de abril en su punto 48, y poner las denuncias pertinentes ante los tribunales con las pruebas obtenidas por los profesionales.

Por qué es necesario un investigador privado en casos de espionaje industrial

Las Agencias de Detectives investigan todas las circunstancias que rodean cada caso con el fin de preservar a su cliente de las malas prácticas, siempre que la empresa tenga motivos y sospechas fundadas de que se está cometiendo un perjuicio. En el ámbito laboral y empresarial pueden ser investigados desde el empleado hasta socios, proveedores, e incluso el personal directivo que puede realizar filtraciones fuera de la empresa.

La presencia del investigador privado proporciona la asistencia más especializada ante cualquier sospecha sobre cualquier tipo de irregularidad en la empresa.

Su actuación se centra en prevenir y detectar fugas de información, en la usurpación de modelo industrial o de la marca, y en general, en gestionar la confidencialidad de la empresa. También, los investigadores privados llevan a cabo rastreos de investigación externos, no como espías, sino para comprobar actividades desleales de la competencia.

Funciones del Detective Privado en el espionaje industrial

El investigador privado procede siempre dentro de la legalidad para conseguir la información y pruebas necesarias que verifiquen un espionaje. Emplea distintos métodos para recabar, analizar y procesar toda esa información para crear un informe para el cliente, y éste podrá obrar en consecuencia.

El ámbito de sus funciones no sobrepasa ni se desarrolla en domicilios o lugares particulares reservados, salvo que haya consentimiento de los propietarios. En el ámbito empresarial su trabajo se centra principalmente en investigaciones económicas, laborales, sobre la protección industrial e intelectual o sobre siniestros.

Detective privado para investigaciones empresariales

Para lograr sus objetivos, cronológicamente, el investigador privado hace un estudio del caso y plantea la estrategia y actuaciones que, como experto, considera más oportunas para el mismo.

Investiga utilizando las herramientas y equipos técnicos y humanos más adecuados a cada caso, para obtener las pruebas de cargo: pruebas testificales, documentales, gráficas o grabaciones, o cualquier otra prueba que corrobore o desmienta un espionaje y demostrar que la seguridad de la empresa está comprometida.

A partir de esa información recopilada y fundamentada, elabora un informe para el cliente en el que se especifica detalladamente los actos, metodología utilizada y las pruebas obtenidas que fundamentan el espionaje. Dicho informe es aceptado en la celebración de un juicio como prueba testifical o pericial.

Quién contrata un investigador privado

Si sospecha que está siendo objetivo de espionaje industrial, como responsable último de la empresa es aconsejable contactar con investigadores privados debidamente homologados por el Ministerio del Interior.

Accésit Detectives aportamos experiencia en todo tipo de empresas para investigar todos los asuntos que vulneren la propiedad industrial de la misma: competencia desleal, duplicidad laboral, bajas fingidas cuando se sospecha que un trabajador está en otro trabajo de la competencia, informes pre-laborales y observaciones e informes en empleados que puedan constituir un fraude.

También, en todo el sector industrial que requiera de servicios de barridos electrónicos, que supongan información de la máxima confidencialidad para mantener la capacidad competitiva de la empresa o industria.

En general, contratar un investigador privado es la mejor alternativa para realizar una investigación de espionaje industrial o de negocios, ya que pueden estar en riesgo la revelación anticipada de secretos y novedades, la transmisión de datos y la comunicación en muchas empresas, cooperativas y grupos laborales o empresariales.

Del mismo modo, un detective privado en sus funciones de investigador legitimado puede ofrecer múltiples y variados servicios a nivel particular o personal y familias en demostración de infidelidades o conductas anómalas en sus integrantes; para abogados recabando pruebas en temas judiciales relacionados con pensiones alimenticias, custodias, demostración de convivencia, y otros actos que pueden demostrar la eficacia de la labor del investigador privado, a compañías aseguradoras o mutuas para verificar lesiones y accidentes, exageración de daños y simulación de siniestros con o sin incapacidades.

Agencia de Detectives para espionaje industrial

En la actualidad, dada la alta competitividad entre empresas, el espionaje industrial es cada vez más frecuente. El robo de información confidencial sirviéndose de las comunicaciones electrónicas a través de Internet, el intrusismo en las marcas o patentes, el absentismo laboral con el teletrabajo o bajas improcedentes son activos que hay que cuidar en una empresa o negocio.

El investigador privado centra su investigación en prevenir y detectar todo tipo de fugas que puedan impedir el crecimiento de una empresa. Es especialista en recabar todo tipo de información sobre hechos fraudulentos. Mediante métodos discretos y totalmente legales y aparatos de última tecnología en contravigilancia para proteger los intereses de la empresa.

Si nececesita un investigador póngase en contacto con nosotros

PRESUPUESTO SIN COMPROMISO

Nuestras Menciones como Investigadores